¡Hola! En anteriores entradas estuvimos hablando de como realizar la salida de balón en un sistema de juego 1-4-4-2. A través de este artículo, quiero hablarte sobre la presión en campo contrario en un sistema 1-4-4-2, dando por hecho que en el mundo del fútbol todas las variantes son válidas si se consigue el objetivo, quiero exponerte mi punto de vista, explicar las premisas más importantes y las posibles variantes a realizar, en un contexto muy determinado, como es este sistema de juego 1-4-4-2.

Antes de meternos en el “meollo”, vamos a definir algunos conceptos defensivos que considero básicos.

¡Ah! ¿Sabías que ya somos muchos entrenadores los que formamos parte de esta comunidad? Pues si… solamente tienes que desbloquear tu sitio aquí debajo. No molestamos mucho, un par de emails todas las semanas con contenido exclusivo y prioritario, además que te puedes dar de baja en cuanto quieras… ¡faltaría más!


Al lío!

Premisas básicas y prioridades a la hora de defender

La defensa es una de las fases del juego, relacionada siempre con conceptos como “orden”, “concentración o “intensidad”, por citar algunos ejemplos. Todos ellos son correctos, claro está. Pero es necesario tener muy claras algunas premisas básicas para poder defender de manera eficiente, sin concretar si defendemos de una manera u otra.

Premisas básicas:

  • El equipo defiende junto. En el fútbol actual, ningún equipo se puede permitir “descolgar” a uno o varios jugadores o liberarle de tareas defensivas. Todo el equipo estará junto y comprometido.
  • El equipo será corto y estrecho Cuanto menor sea la distancia entre los jugadores de una misma línea y las líneas entre sí, mayor dificultad tendrá el equipo rival para poder jugar y, lo más importante, los jugadores estarán en mejor predisposición para realizar ayudas defensivas a sus compañeros. Este concepto me parece clave.
  • La comunicación es imprescindible. Estamos acostumbrados a ver jugadores que hablan mucho en el campo para pedir el balón pero en la fase defensiva, la comunicación es imprescindible. Jugadores como los porteros o centrales, con una visión muy amplía y frontal del terreno de juego, deben darle mucha importancia a este aspecto para dar información a los compañeros y corregir su posicionamiento.
  • Prioridad al carril central. A la hora de posicionar al equipo en una determinada zona del campo y estar juntos, siempre priorizaremos el carril central ante las zonas laterales. La portería siempre está en el centro y es la principal zona  a defender. Aunque parezca una obviedad, debemos de tener esto siempre en cuenta para no desproteger esta zona.



Prioridades

Cuando hablamos de prioridades, lo hacemos en referencia a que, durante la fase defensiva, un jugador debe atender a varios estímulos a la vez, y por lo tanto deberá decidir cuales prioriza. En mi opinión, el orden es el siguiente:

  • 1º El equipo el jugador debe saber siempre donde está posicionado su equipo y, más específicamente, los jugadores de su línea, para mantener el orden y estar juntos.
  • 2º El balón la posición del balón determinará en gran medida la posición del equipo, y determinará si debemos ser más posicionales o saltar a presionar al poseedor.
  • 3º Los rivales los movimientos de los rivales también tendrán influencia en las decisiones a tomar. Si debemos mantener la zona, perseguir a un rival, intercambiar marcas con un compañero, etc.

Ventajas e inconvenientes de realizar la presión en campo contrario

¿Qué es el pressing “alto” o en campo contrario? Podemos definirlo como el comportamiento defensivo en el cual, el equipo realizará sus principios defensivos lo más lejos posible de la portería propia, situando al equipo o a la mayoría de sus componentes en campo rival, con los siguientes objetivos principales:

  • Dificultar/incomodar la salida de balón al equipo rival.
  • Alejar, todo lo posible, el juego del rival de la portería propia.
  • Buscar situaciones de ataque lo más cerca posible de la portería rival si se recupera el balón

Evidentemente, como cualquier comportamiento defensivo, conlleva unos riesgos si no se ejecuta correctamente o si el rival es capaz de superarnos:

  • Si superan las primeras líneas de presión, el equipo rival podrá atacar con tiempo y espacio.
  • Riesgo de conceder mucho espacio a la espalda de línea defensiva.
  • Dificultad para realizar un repliegue intensivo al tener que recorrer muchos metros.

Posicionamiento base con sistema de juego 1-4-4-2.

El posicionamiento base del equipo para realizar el pressing en campo contrario será el que vemos en el dibujo de más abajo, con un sistema 1-4-4-2.

Hay 2 conceptos clave en el pressing en campo contrario:

  • Jugador con balón siempre estará presionado. Si situamos al equipo en esta zona del campo, con los riesgos que esto conlleva, el poseedor del balón deberá estar siempre presionado, con el objetivo de que no tenga espacio ni tiempo para decidir y maniobrar libremente con el balón
  • Emparejar. Debemos crear todas las situaciones 1vs1 que podamos, para evitar superioridades numéricas o posicionales que nos puedan desbordar.

Equipo rival con sistema de juego 1-4-4-2 o 1-4-2-3-1

Ante un equipo que juegue con un sistema de juego 1-4-4-2 o 1-4-2-3-1, el posicionamiento será el siguiente:

Posicionamiento base
Posicionamiento base
  • Equipo situado prácticamente al completo en campo contrario.
  • Delanteros se emparejan con centrales 2vs2. Portero libre.
  • Extremos cerrados por dentro, para ayudar a mediocentros. Sólo saldrán a presionar a lateral cuando esté vaya a recibir el balón.

Variante a 1-4-3-3

Ante equipos con un sistema de juego de 3 centrales o que posicionan a un mediocentro entre centrales para crear superioridad en la primera zona de juego, tendremos que variar nuestro posicionamiento.



Si el balón se encuentra en el carril central, adoptaremos el posicionamiento que vemos en la imagen superior.

  • Un mediocentro saldrá junto a los delanteros, para provocar un 3vs3 en la primera zona, variando a un sistema de juego 1-4-3-3.
  • Los extremos se juntarán por dentro con el mediocentro que mantiene su posición, dejando a los laterales en “vigilancia”.

Si el balón se encuentra en un carril lateral, se realizan las siguientes variaciones:

Pressing alto carril lateral
Pressing alto carril lateral
  • El extremo del lado por el que se está jugando saldrá a presionar al lateral con balón.
  • El extremo de lado contrario se mantendrá cerrado.
  • El mediocentro que había salido de zona volverá a su posición base.
  • Los dos delanteros se emparejan con el central más cercano y el medio rival que está entre centrales, dejando libre al central alejado (opción más remota de pase).

En esta situación, el pressing debe ser muy intenso y agresivo, ya que nos encontramos ante un punto fuerte de robo.

Variante a 1-3-4-3.

Se puede dar la situación de que el equipo rival, ante un pressing alto y verse en dificultades para salir con el balón controlado, realice una superioridad bajando a un mediapunta o delantero a su zona de iniciación. Podemos contrarrestarlo del siguiente modo.

pressing-alto-variante-1-3-4-3
Variante 1-3-4-3
  • Un central saldrá de zona junto a ese delantero, haciendo que el equipo se sitúe con un sistema de juego 1343.
  • El otro central y los laterales se quedarán 3vs3, priorizando las ayudas interiores a los marcajes individuales.
  • Situaciones 1vs1 en todas las zonas del campo.
  • Extremos pendientes de laterales, aunque priorizando ayuda a los mediocentros.

Conclusiones

Para concluir, resumiremos las principales ideas para realizar correctamente una presión en campo contrario o pressing alto:

  • El equipo tendrá que estar muy concentrado y atento, con mucha comunicación entre sus jugadores.
  • Existen riesgos si no lo realizamos correctamente y no somos intensos y agresivos.
  • El jugador con balón siempre deberá estar presionado, para evitar que el poseedor tenga tiempo y espacio para maniobrar con el balón.
  • Deberemos emparejar en situaciones 1vs1 todos los jugadores posibles, para así evitar superioridades numéricas y posicionales que superen nuestro pressing.
  • Adaptaremos nuestro sistema y posicionamiento a los movimientos del rival, priorizando siempre el carril central.

Déjame saber tu opinión

¿Te ha sido de utilidad? ¿Conoces alguna variante más para realizar la presión en campo contrario de manera eficiente? ¡Te leemos!

Un abrazo de gol,

@AlvaroHerradon

¡Comparte la pasión que nos une!

Si crees que esta información es útil para tus compañeros o amigos ¡Comparte a tan solo un clic!